Quito, Ecuador - Jueves 20 de Julio del 2017

Se promueve boicot contra systemd

systemd

¿Creías que Canonical claudicando ante systemd por Debian era la última polémica que le quedaba por pasar al que está llamado a ser el nuevo sistema de inicio estándar de GNU/Linux? Estabas equivocado. No solo las críticas continúan: se ha organizado un movimiento de boicot en contra del desarrollo de Red Hat.

Antes de seguir y por si alguien se pierde con el embrollo técnico, el sistema de inicio viene a ser el primer proceso que se ejecuta en el arranque del sistema tras la carga del kernel, y se encarga de gestionar el resto de procesos hasta que el sistema operativo es plenamente funcional. Systemd es mucho más que eso, y se adentra en el sistema en muy diferentes aspectos.

Systemd desató la ira de Mark Shuttleworth cuando el comité técnico de Debian todavía debatía qué opción escoger, aunque como hemos dicho, finalmente tuvo que aceptar el revés. Así, systemd se convertirá casi de facto en el sistema de inicio estándar en GNU/Linux, pues las principales distribuciones -Red Hat, SUSE, Debian, Ubuntu- ya lo utilizan o lo utilizarán en breve.

En todo este tiempo, sin embargo, las críticas en contra de systemd se han ido acumulando, a cada cual más cruda. En las últimas fechas hemos recogido alguna de las más destacadas en nuestro PING de los sábados -por ejemplo, aquí una y aquí otra– y tela marinera el ambiente que hay entre la vieja guardia y la nueva. Como indicaban en InfoWorld unos días atrás, pareciera que hay que tomar bando en la guerra.

Así nace boycottsystemd.org, una iniciativa apadrinada por voces discordantes que llama directamente al boicot contra systemd, y “no porque seamos puristas de sysvinit -el sistema al que viene a reemplazar systemd-”, dicen, sino porque “el nuevo sistema de inicio que necesita Linux en el siglo XXI no es systemd”. Y argumentos para aferrarse a tal posición nunca han faltado, como puedes comprobar en el anterior enlace.

Fuente: www.muylinux.com

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *